EspaldaSalud información médica de confianza sobre las enfermedades de espalda y cuello
EspaldaSalud información médica de confianza sobre las enfermedades de espalda y cuello
EspaldaSalud: Información Médica de la Columna
EspaldaSalud: Información Médica de la Columna

Dolor de Cuello (Cervicalgia)

El dolor de cuello, también llamado cervicalgia o dolor cervical, afecta a millones de personas en todo el mundo. Afortunadamente, la mayoría de las veces no está causado por una enfermedad real de la columna, sino por problemas pasajeros en los tejidos blandos del cuello.

El dolor de cuello no es una enfermedad en sí sino un síntoma de que alguna estructura del cuello está irritada. Como hemos dicho, la mayoría de las veces son los tejidos blandos del cuello (músculos, tendones o ligamentos) los que están irritados. Otras veces el dolor sí se debe a una enfermedad real de la columna que puede afectar las articulaciones de las vértebras o los discos intervertebrales.

 

Cuando es un problema de los tejidos blandos, la causa más frecuente es una mala postura, un movimiento brusco o un esfuerzo excesivo. El estrés y la tensión emocional también pueden contribuir a la formación de un dolor cervical. En todos estos casos, el dolor de cuello suele ir acompañado de una contractura muscular y rigidez cervical, con dolor a la palpación y al movimiento. Además, el dolor cervical puede irradiarse a nuca y hombros, y dar lugar a dolores de cabeza o vértigo.

 

El dolor de cuello por alteración de los tejidos blandos suele ser una situación temporal que tiende a remitir por sí misma en pocos días. No obstante, es recomendable tomar algunas medidas para agilizar la recuperación. Entre ellas destacamos el reposo (aunque no se recomienda estar en cama más de dos días), terapias de frío y calor y el uso de collarín cervical. Si esto no es suficiente se pueden añadir medicamentos analgésicos, antiinflamatorios y relajantes musculares. Una vez desaparece el dolor también es recomendable iniciar ejercicios de fisioterapia, así como el wellness. Si en varios días el dolor persiste, empeora, o aparecen síntomas en brazos o manos, debe acudirse al médico para evaluar la posibilidad de que exista una enfermedad de columna más allá de la simple lesión de tejidos blandos.

 

Cuando la causa del dolor de cuello es una enfermedad de la columna lo más probable es que se trate de una lesión de las articulaciones facetarias, que son las que unen las vértebras entre sí por la parte posterior (por la parte anterior las unen los discos intervertebrales).

 

· Leer más sobre la Anatomía de la Columna

 

Las articulaciones facetarias están recubiertas de un cartílago cuya misión es evitar la fricción entre los huesos. Al igual que en otras articulaciones del cuerpo, como en las rodillas o las caderas, con la edad el cartílago va degenerando lo cual puede llevar a la aparición de una osteoartritis de columna o espondilosis. Además el cuerpo puede reaccionar a la falta de cartílago generando espolones óseos u osteofitos que agraven los síntomas. Como consecuencia de la alteración de las articulaciones facetarias también puede producirse una estenosis espinal, la cual puede originar dolor de cuello y de brazos o manos.

 

Aparte de la lesión de las articulaciones facetarias, la segunda causa más frecuente de enfermedades de columna cervical es la lesión de los discos intervertebrales. En este caso la enfermedad degenerativa de disco y la hernia discal son las patologías más frecuentes. En la enfermedad degenerativa de disco los discos intervertebrales se van deshidratando por culpa de la edad, haciéndose más rígidos y agrietándose. En la hernia discal, el contenido gelatinoso del disco atraviesa la pared del disco pudiendo salir al exterior.

 

El tratamiento de las patologías de columna es específico de cada una, aunque tienen en común que se basa en medidas conservadoras. De hecho, menos de un 5% de las patologías de columna cervical requerirán un tratamiento quirúrgico.

SIGUIENTE: Lumbago

Lo más leído:

Lo más nuevo:

Próximamente:

¿Cuándo es el Dolor de Espalda una Emergencia?

 

Suscríbete a la Newsletter y te avisaremos cada vez que se publique un nuevo artículo.

Recomendar esta página en: